miércoles, 24 de octubre de 2012

Trampling



Hoy voy a tratar unas de las prácticas que aunque no la haya practicado completamente aún  ( subiéndome por completo sobre el cuerpo del sumiso) me llama poderosamente la atención con y sin zapatos.

El otro día hablando sobre este tema me recomendaron que empezará con el cuerpo del sumiso bocabajo y que me apoyara sobre la pared con los brazos de éste fuera del cuerpo…Cuando lo he hecho , aunque haya sido con un solo pie y haciendo presión sobre esté, los brazos del sumiso estaban atados sobre su cabeza para así inmovilizarlo.



El trampling, es una práctica que consiste en caminar encima del otro, que está tumbado adoptando el rol de alfombra.

Puede hacerse descalzo o con tacones, que es lo más habitual. Es evidente que al caminar por encima de una persona, ésta puede sufrir algún daño por lo que hay que tener cuidado de no pisar en ninguna parte blanda o algún órgano. Además es recomendable buscar un punto de apoyo, como por ejemplo una pared, para desplazar algo de peso del cuerpo.

El trampling es el placer de ser pisado. Esta práctica es considerada como parte el repertorio de conductas BDSM debido a que tiene elementos de sadomasoquismo en cuanto muchas personas disfrutan de ser pisadas con tacones altos que laceran su piel y otras disfrutan de lastimar y humillar a  los sumisos pisándolos.


Los zapatos que se usan para practicar el trampling suelen jugar un rol fundamental para practicarlo y frecuentemente los amantes de esta actividad también son fetichistas de los pies o de los zapatos, por lo tanto tienen preferencias específicas en cuanto al color, tipo y altura de los mismos. Los tacones altos, de tacón afinado suelen ser los más populares al igual que las botas altas.

Cabe anotar que muchas personas prefieren practicar el trampling descalzos pero no es el común en esta actividad pero es importante que quienes hasta ahora se inician en esta actividad lo hagan de esta forma durante las primeras sesiones, de esta forma ganaran confianza y practica. Sin embargo, a muchos hombres les gusta un trampling un poco más duro, y sólo alcanzan un nivel óptimo de excitación cuando sus amas clavan sobre ellos unos zapatos de tacón.


Esta práctica como cualquier otra en el BDSM tiene algunos riesgos, que pueden ser disminuidos si se toman las medidas de seguridad necesarias.  Es recomendable el uso de arneses que pueda prevenir caídas o accidentes, así mismo el contar con barras que permitan sujetarse y mantener el equilibrio.

Conviene asentar cuidadosamente la planta de los pies para luego apoyar con suavidad el tacón y así evitar lesiones que pueden llegar a dañar considerablemente al sumiso.

Al practicar el trampling es importante no reposar todo el peso del cuerpo sobre quien se encuentra debajo. Las zonas más recomendadas para ser pisadas son la espalda, el pecho o las piernas en tanto las zonas que se deben evitar son el hígado, el bazo, los genitales..


Hablando de genitales…pues no será recomendable pero…me encanta jª jª jª..

LadyDiamante


8 comentarios:

  1. me gustaria practicar esto y que las mujeres me pisa con los tacones en las zona mas intima del cuerpo pero no lo se donde dirigirme.

    ResponderEliminar
  2. Buenas tardes Lady Diamante,

    He descubierto su blog por casualidad y me ha encantado, así que espero que no le moleste tenerme por aquí, conociéndola, siguiéndola y opinando al respecto.

    Temo que primera entrada no va a empezar muy bien...

    Siento discrepar un poco en cuanto a la forma de iniciarse en el trampling.

    Por experiencia "de alfombra" es mejor que comiencen boca arriba, más que nada para que, por los gestos, puedan descubrir si la presión debe continuar o no en esa zona.

    Además, hay que tener cuidado con la espalda, a mi en una ocasión me pisaron con unos tacones de aguja preciosa en la columna y me provocaron tal dolor que tuvimos que parar inmediatamente, mientras que, sobre mi pecho y barriga, he soportado saltos con esos mismos tacones.

    Un saludo

    ResponderEliminar
  3. En estos momentos, después de haber realizado el post...he probado el trampling completo, pero aún así descalza y sobre la espalda de mi perra, cuero_de_LD...

    Tomo nota del consejo....Siempre aprendiendo xd

    Por cierto..bienvenido, de nuevo

    ResponderEliminar
  4. Hola,

    UUUFFF, que envidia!!!

    Aunque yo "necesito más sentir los tacones" y así poder revisar al día siguiente las marcas dejadas y sentir que no ha sido sólo un sueño.

    El caso es que, pensar en sentir todo el peso del Ama sobre uno, como sea, calzada o descalza, "anima" a cualquiera.

    Espero poder colaborar más aún.

    Si algún día trata el tema de "los juegos en los pezones", prometo contar alguna fantasía y algún juego ya realizado que casi todo el mundo podrá llevar a cabo al tener en casa todo lo necesario.

    Yo soy así, le voy sacando el lado sensual BeDeSeMero a todos los objetos de la vida cotidiana.

    Y gracias de nuevo por la bienvenida.

    Un saludo.

    ResponderEliminar
  5. Ohhh que lindo el trampling! Sobre todo el de la ultima foto, en combinacion con ballbusting

    ResponderEliminar
  6. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  7. Para mi fue bello estar bajo los pies de una preciosa Ama, le adore sus pies, tambien tenia algo sucios los pies y se los limpie con la lengua, me piso mi cuerpo con sus tacones, repetire.

    ResponderEliminar